NACIONALESPORTADA

China el gran amigo de El Salvador

Gran amigo "La República Popular China", un país asiático con el que El Salvador tiene relaciones extraordinarias, destacandose así planes de construcción que se ejecutarían en el proximo quinquenio

“China y El Salvador somos nuevos amigos y socios”, señaló Ou Jianghong, embajadora en ese tiempo de la República Popular China en El Salvador, durante la ceremonia para colocar la primera piedra de la Biblioteca Nacional el 5 de febrero de 2022.

El presidente Nayib Bukele, ignauró el 14 de noviembre de 2023, la Biblioteca Nacional de El Salvador (BINAES), una colosal urna de cristal de 7 pisos y bordes sinuosos iluminada las 24 horas del día, ubicada en el corazón de la capital salvadoreña, en contraste con el Palacio Nacional de estilo neoclásico y la catedral.

Ahora  es un símbolo más de un país renovado, tras la gobernación de cinco años en la presidencia Nayib Bukeleademás de su principal política en seguridad, pasando de ser el país más violento de América Latina, ahora con una exitosa guerra contra las pandillas; los salvadoreños gozan de un gran clima de seguridad y tranquilidad.

El mandatario Nayib Bukele se pocisiona como el presidente más popular de Ámerica Latina; en su gran labor de combatir las pandillas y obtener resultados contundentes en temas de seguridad, ahora El Salvador goza de una verdadera paz; por lo que Nayib Bukele en su segundo mandato podría inclinarse a la modernidad para atraer más turismo y de esta manera apostarle un incremento a la economía del país.

Para ello cuenta con un alidado clave, su gran amigo «La República Popular China», un país asiático con el que El Salvador tiene relaciones extraordinarias, destacandose así planes de construcción que se ejecutarían en el proximo quinquenio, en el que, de cumplirse lo que todas las encuestas vaticinan, Bukele comandará lo que los analistas adelantan como “el mandato de los megaproyectos”.

«Obras que representan el futuro y desarrollo de El Salvador»

La primera obra en inaugurarse fue la ya mencionada biblioteca, el pasado 14 de noviembre.

El presidente bajó de una camioneta negra junto a su hermano Karim Bukele, quien fue su jefe de campaña para las elecciones de 2019 y el de Nuevas Ideas para las de 2021, y que, sin ostentar ningún cargo público, ha tenido un papel activo en las relaciones del Ejecutivo salvadoreño y el chino.

Así lo reconoció la anterior representante del gigante asiático en el país centroamericano tras la visita oficial de Bukele a China.

En la entrada los recibió el viceministro de Cultura Eric Doradeo y el actual embajador chino en El Salvador, Zhang Yanhu, para una visita filmada por las instalaciones.

Es “la más grande y moderna de la región”, según aseguró Doradeo, y tiene capacidad para más de 360.000 libros, conexión a internet, un espacio para la primera infancia, salas temáticas y de juegos, espacios de realidad virtual y simuladores de vuelo, entre otras cuestiones.

Y todo, disponible para la población las 24 horas del día, 365 días a la semana. “El hecho de que vivamos en un país seguro, donde básicamente no hay un lugar inseguro en todo el territorio, la gente puede venir a la hora que quiera”, subrayó Bukele; recalcando el éxito de la principal política de su gobierno: la de seguridad.

Con ella ha asestado a las pandillas que aterrorizaron al país durante décadas un golpe sin precedentes y ha llevado la tasa de homicidios a mínimos históricos, logrando tenerl un alto índice de aprobación con el que cuenta.

Hay ahora en construcción otros tres proyectos en convenio y financiados por China.

Avanzan así las obras en el muelle turístico en La Libertad, a 30 kilómetros al sur de San Salvador, “una inversión de US$24 millones”, según informó el ministro de Obras Públicas, Romeo Rodríguez.

También está en marcha la edificación de una potabilizadora de agua en el lago Ilopango, donde se beneficiarán a más de 250.000 habitantes de la periferia de la capital salvadoreña.

Y ya se colocó la primera piedra de un nuevo Estadio Nacional, en el cual se estima que tendrá capacidad para 52.000 espectadores y contará con una cancha de fútbol profesional, dos de baloncesto, una estándar y estacionamiento para 1.400 vehículos.

Con un presupuesto de US$100 millones y la inauguración prevista para 2027, está llamado a ser el recinto deportivo más grande de Centroamérica y el más moderno de América Latina, dijo el presidente Nayib Bukele el 30 de noviembre del 2023.

Una obra de referencia, “que represente el desarrollo y el futuro de El Salvador como país”.

Redacción LPT

Periódico Digital de El Salvador con información al instante, objetiva y veraz.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba